Constantemente este es el tema, ¿Qué es más importante la dieta o el ejercicio? Llega a ser punto de discusión y debate donde las mujeres están a favor de la dieta y los hombres en defensa del ejercicio. ¿Y cuál es tu postura? ¿A favor de la dieta o el ejercicio? Ambos son elementos esenciales en el cuerpo humano y te voy a explicar por qué. Existen distintos tipos de dietas unas equilibradas, otras no tanto. Dentro de una dieta debe existir una cantidad de calorías propias para tu persona, pero eso sí, debe tener de todos los nutrientes como proteínas, grasas, carbohidratos, vitaminas y minerales. Al hacer una dieta y no hacer ejercicio, se pierde grasa, pero también músculo, agua y calcio. Al bajar de peso, tienes que darle tiempo a tu cuerpo para que se adapte a este cambio físico. Si no se adapta, la piel queda floja y descolgada, lo cual se puede evitar si haces ejercicio que pongas los músculos fuertes y tonificados para que la piel se mantenga en su sitio.

El ejercicio no sólo disminuye la masa grasa, sino que también aumenta la masa muscular, moldeando poco a poco el cuerpo y mejorando la figura corporal. Esto permitirá que tengamos un cuerpo más firme con formas mejor definidas, lo cual indiscutiblemente hará que nos veamos y nos sintamos mucho mejor. Favorece enormemente la capacidad funcional del corazón, lo cual, unido a su efecto favorable sobre los niveles de colesterol y la presión arterial, contribuye a disminuir el riesgo a sufrir enfermedades cardiovasculares y cerebrovasculares. El hacer ejercicio sin una dieta equilibra puede llegar a ser dañino para la salud, provocar desgano, mareo, desmayos e incluso la pérdida de masa muscular debido al bajo consumo de proteínas proveniente de la carne No es saludable hacer dieta sin ejercicio y viceversa Una ventaja de combinar estas dos actividades es que al hacer ejercicio se disminuye el apetito situación que ayuda a un mayor apego a la dieta. Nuestra conclusión es: la dieta y el ejercicio son complementarios.